¿Hay un psicópata integrado a mi lado?

psicopata

Suele ser muy atrayente para los guiones de las películas desarrollar una historia en la que el personaje principal sea un psicópata. Bueno, pues esto que nos muestran en los cines ocurre también en la realidad. Te enseño a través de este escrito, algunas claves para que puedas aprender a diferenciarlos entre la sociedad:

Dentro de la psicopatía existe una distinción entre un psicópata que comete crímenes y lo que llamamos un psicópata integrado:

  • En el primer caso, son seres que pasan completamente desapercibidos los cuales llevan una vida completamente normal… pero detrás de todo esto existe una mente maquiavélica con características muy particulares: ausencia de empatía, nula culpabilidad ni remordimientos, grandes estrategas, manipuladores, agresivos, seria dificultad para desarrollar la afectividad, etc. Ellos llevan a cabo actos verdaderamente crueles sin pensar ni un solo segundo en el dolor que provocan en los demás. Tienen el objetivo de satisfacer sus necesidades y fantasías y el resto de seres humanos son puros objetos para lograrlo. Es importante señalizar que estos individuos sólo dejan de agredir, violar, torturar, secuestrar, etc. cuando son detenidos.
  • En el segundo caso, los psicópatas integrados, jamás cometerán un crimen en sí como tal, aunque lo que sí que hacen es provocar en los demás un infierno de vida bien sea en terreno personal o en el profesional. En ellos existen unos rasgos idénticos al primer caso (psicópata criminal): incapacidad para sentir emociones, manipuladores, observadores,  controladores, dominantes,  impulsivos, calculadores, sistemáticos, carismáticos, narcisistas, seductores, muy mentirosos, buscadores de sensaciones, etc. Lo que les diferencia del primer grupo que he definido, son los actos que se llevan a cabo, es decir, en este caso, no cometen actos criminales.

psicopata

El psicópata integrado elige bien a la persona que va a manipular y juega con su “presa” de una manera determinada: observan sus necesidades y puntos débiles y le ofrecen para persuadirles, todo lo que la persona precisa (mediante el lenguaje no verbal son capaces de detectar cuál es la presa perfecta y por qué lugar deben atacar para conseguirlas). De esta forma, la víctima cae rendida a sus pies de una manera totalmente inconsciente. El encantamiento, la seducción…es un arte que dominan perfectamente.

Una vez que esto sucede, el psicópata integrado comienza a actuar utilizando a la persona elegida como un objeto para lograr el fin que se haya propuesto, actuando con egoísmo, maldad y frialdad. Rompen el bienestar y provocan mucho daño para obtener su beneficio.

Cabe señalar que, la mayoría de los psicópatas se encuentran entre nosotros y una buena proporción de ellos, en el ámbito de los negocios y la política.

Si reconoces en tu entorno cercano a una persona con estas características citadas anteriormente, lo ideal es provocar un distanciamiento y separación ya que, los riesgos de caer en una dominancia por parte de estas personas es alta, y las consecuencias de ello, son muy desagradables.

psicopata integrado

“…todos ven lo que aparentas, pocos advierten lo que eres…”

Artículo escrito por: Raquel Sastre Psicóloga.